​El consumo de antibióticos se reduce en la Comunitat Valenciana en los últimos cinco años

|
Comparte: Logo facebook2

Antibiotico pastillas


- Pese a la tendencia descendente, la resistencia bacteriana continúa siendo un problema de Salud Pública

- El 18 de noviembre se conmemora el Día Europeo del Uso Prudente de los Antibióticos


El consumo de antibióticos se ha reducido en la Comunitat Valenciana durante el último lustro (27,91 dosis por mil habitantes y día en 2015, frente a 20,03 en 2020). El número de envases ha disminuido en todos los espacios de prescripción (Atención Primaria y Hospitales del sistema público, clínicas privadas y mutuas), pero es especialmente significativo en el sector público, donde ha pasado de 17,24 dosis diarias por mil habitantes a 12,34. Con todo, el desarrollo y la propagación de la resistencia a los antibióticos continúa siendo uno de los mayores problemas de salud pública a nivel mundial.


Por eso, coincidiendo con la conmemoración del Día Europeo del Uso Prudente de los Antibióticos el 18 de noviembre, la subdirectora general de Optimización e Integración de la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública, Amparo Esteban, recuerda que "el desarrollo de bacterias resistentes a los antibióticos constituye una de las amenazas más serias para la salud pública; el uso excesivo e inadecuado de estos medicamentos es una de las principales causas de este problema".


Para evitar que las infecciones por bacterias sean clínicamente incontrolables, existe una estrategia nacional plasmada en el Plan Nacional de Resistencia a los Antibióticos (PRAN). El PRAN implica a la población general y a profesionales sanitarios en las áreas de salud humana y veterinaria, como ha recuerda Esteban.


"Se trata de un plan estratégico nacional, con un enfoque 'One Health', en el que se aúnan los esfuerzos de colaboración de múltiples disciplinas (personal médico, veterinario, investigadores, etc.) que trabajamos local, nacional y globalmente para lograr una salud óptima para las personas, los animales y nuestro medio ambiente; y cuyo objetivo es reducir el riesgo de aumento de estas resistencias a los antibióticos y, consecuentemente, reducir el impacto de este problema sobre la salud de las personas y los animales, preservando de manera sostenible la eficacia de los antibióticos existentes", ha añadido.


En concreto, el plan aborda la problemática de la resistencia a los antibióticos desde seis líneas estratégicas o de acción, que son la vigilancia, el control, la prevención, la investigación, la formación de los profesionales sanitarios y la comunicación, que pretende sensibilizar a la población general y a subgrupos específicos sobre el problema de la resistencia a los antibióticos y contribuir a su uso prudente.


En este sentido, es fundamental la concienciación de la ciudadanía, de forma que conozca que "los antibióticos son una herramienta terapéutica muy potente, pero que puede perder eficacia si se utilizan de forma inadecuada, lo que conduce a la aparición de resistencias. A este respecto, los antibióticos sólo son eficaces para combatir infecciones bacterianas, no curan infecciones causadas por virus. No son analgésicos y no alivian el dolor o la fiebre", ha indicado la jefa de Sección de la Unidad de Enfermedades Infecciosas (UEI) del Hospital General Universitario de Alicante y coordinadora científico-técnica del PRAN en la Comunitat, Esperanza Merino.


Todas las personas podemos aportar nuestro granito de arena


El papel de la ciudadanía pasa por seguir las indicaciones de los profesionales sanitarios sobre cuándo y cómo tomar los antibióticos; completar el tratamiento prescrito, no guardarlos ni compartirlos.


Estas mismas indicaciones se pueden extrapolar a las mascotas. De hecho, el o la veterinaria debe decidir el tratamiento para cada animal, es contraproducente medicar a la mascota con los antibióticos que pueda haber por casa.


Además, según ha indicado la médica internista del Hospital General de Alicante y coordinadora científico-técnica del PRAN en la Comunitat, Esperanza Merino, "los antibióticos sólo son eficaces para combatir infecciones bacterianas, no curan infecciones causadas por virus. No son analgésicos y no alivian el dolor o la fiebre".


En el ámbito profesional, la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública ha organizado una jornada técnica el 19 de noviembre en la que participaran los coordinadores de las comisiones de los departamentos de salud que llevan el tema, así como miembros del grupo de trabajo autonómico para la implantación de programas de optimización del uso de antimicrobiano y responsables del PRAN a nivel nacional.


El encuentro servirá para poner en común cuál es la situación nacional y autonómica y para abundar en la sensibilización y concienciación de la gravedad del problema de la resistencia a los antimicrobianos y de la importancia del uso prudente de los antibióticos.



Comparte: Logo facebook2

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.